NOTICIAS

miércoles, 3 de septiembre de 2014

Sergio Hernández de la Compañía Víctor Saavedra de las FARC-EP denuncia la guerra y saqueo de la EPSA

Por: Sergio Hernández / Septiembre 3 de 2014
Combatiente de la Compañía Víctor Saavedra de las FARC-EP /Bloque Occidental Comandante Alfonso Cano

EPSA: SINÓNIMO DE SAQUEO Y MILITARIZACIÓN

Camarada Sergio Hernández. Foto: Compañía Víctor Saavedra

Compañeros campesinos, no se les olvide
que están parados sobre una mina muy valiosa
que es el agua y la biodiversidad, y deben de
organizarse  para evitar su privatización.


Con la construcción a partir de 2007 de las microcentrales hidroeléctricas a filo de agua,  Alto y Bajo Tuluá, la multinacional EPSA ha  despojado a los campesinos de sus recursos naturales que históricamente han conservado. Dicha empresa ha privatizado el rio y  ocasionado un daño ambiental de enormes proporciones, ya que en varios tramos el agua del río es reducida a las tres cuartas partes, acabando con las especies nativas, como la sabaleta, entre otras. Y con las excavaciones y el aprovechamiento del material del rio, han agravado aún más el deterioro del ecosistema, dejando sin agua las fincas del sector, lo cual ha generado también un problema social; todo con la  complacencia de la CVC que actúa como socia del proyecto, siendo ésta una entidad con un enorme poder económico que hoy en día es mucho más rentable ser director de dicha entidad, que ser Gobernador del Valle del Cauca.

Y lo paradójico  es que cuando un campesino corta un árbol para arreglar su vivienda, o rosa un lote para sembrar comida, es multado por la CVC y hasta encarcelado injustamente por la policía. Pero si defienden los intereses de multinacionales como Nestlé, Colombina, Coca Cola, de los grandes empresarios azucareros, de los terratenientes y ganaderos de la parte plana del centro y norte del Valle (los mismos que en 1999 aportaron 20 mil millones para el proyecto paramilitar que tenía como fin  desterrar, masacrar y despojar de sus tierras a los pobladores de la región, para así poder desarrollar sus negocios de aguas, mientras se apropiaban de los bosques nativos y de la fauna),  entonces para estos casos no existe justicia ni cárcel, sino la impunidad. Las multinacionales no solo necesitan el agua para elaborar sus productos y para venderla, sino que también quieren de la región las dantas, los armadillos, los venados, las guaguas etc., para vender sus carnes enlatadas, y los pájaros para con sus plumas fabricar accesorios de lujo.

El paisaje lo estudian con fines de realizar proyectos de ecoturismo, y el bosque nativo lo utilizan para vender bonos verdes. Negocio redondo que viene adelantando la EPSA, Sumando a esto la venta de energía y de agua. Esta multinacional tan poco respeta la autonomía y el ordenamiento territorial campesino.

Todo lo anterior está acompañado de una fuerte militarización de la zona, que ha causado represión a los campesinos y la persecución a sus líderes, que son constantemente señalados por los militares de ser auxiliadores de la guerrilla, milicianos o guerrilleros, el mismo cuento viejo que han utilizado los paramilitares y las FF.AA., para atemorizar y masacrar al pueblo humilde y trabajador. Militarización que también ha provocado la descomposición social, pues los soldados están promoviendo la siembra de la mata de coca y especialmente la marihuana para el consumo; a los jóvenes los inducen a consumir bazuco y marihuana, en una región que siempre fue muy sana. A la vez,  también se han incrementado los robos a los bienes de la población civil, los pobladores tienen limitaciones para ingresar a sus fincas, ya que son requeridos con frecuencia en los diferentes retenes donde los requisan y les dan hasta horarios para la entrada y salida de sus propiedades, y no les permiten ni siquiera bañarse en el rio.
 
Como si eso fuera poca cosa,  la inversión social en la región brilla por su ausencia, pues tan solo se ha manifestado a través de varias obritas para su propio beneficio, como la reparación de algunas vías de acceso a las hidroeléctricas, o la reparación de algunas escuelas que están ubicadas cerca de las construcciones de las microcentrales. La gente engañada cree que son obras de buena fe, pero no saben que solo las hacen porque las normas ambientales obligan a la EPSA a repararlas. Y de resto la inversión se ha limitado de manera individual a  migajas como bultos de cemento, rollos de manguera y regalos de muy mala calidad para los niños los 24 de diciembre; todo esto lo suman como inversión social, que según ellos ya asciende a más de 60 mil millones de pesos.

Por otro lado, el Estado oligárquico y excluyente desarrolla sus programas asistencialistas y politiqueros, que en nada solucionan los problemas sociales que agobian al país, como Familias en Acción y el programa Juntos, entre otros, para acabar de convertir a los campesinos en limosneros, engañarlos y llevarse los votos en cada elección, y así perpetuarse en el poder. Políticas que en nada favorecen la construcción de la Paz con Justicia Social, que son los anhelos del pueblo colombiano.

 MONTAÑAS DEL CENTRO Y NORTE DEL VALLE DEL CAUCA
14:01 Publicado por la Víctor Saavedra FARC-EP 0

domingo, 9 de marzo de 2014

Una mentira que solo ellos creen

Artículo del Partido Comunista Clandestino Colombiano (PCCC) desde el Centro y Norte del Valle del Cauca.


Por: Vladimir Ramírez / Marzo 9 de 2014
Militante Célula Fermín Cortés - PCCC

El gobierno de Juan Manuel Santos habla de paz mientras hace la guerra, llega a compromisos con campesinos, trabajadores o indígenas y los incumple, pregona la soberanía nacional cuando es conocedor y cómplice de la completa sujeción del Estado colombiano ante el imperio gringo, asegura aquí y allá que en Colombia hay democracia y no hay razones para la lucha armada revolucionaria, mientras todo el país es testigo de la persecución y el asesinato de los dirigentes populares de movimientos sociales que promueven legalmente un cambio de poder. Todas estas aparentes contradicciones pueden tener una explicación sencilla.

El carácter mentiroso y cínico de los sectores dominantes colombianos ha sido un elemento distintivo que ha marcado la forma de hacer política en el país así como en la construcción de la República. Desde la misma gesta independentista, el complot cizañoso montado contra el Libertador Simón Bolívar para asesinarlo, y quitar del medio a quien les impedía  mantener los privilegios a unos cuantos señoritos, mostraba ya el tipo de gobernantes que sucederían en el poder a los españoles.

Del mismo modo actuaron los dirigentes liberales y conservadores herederos del santanderismo que fraguaron el asesinato de Jorge Eliecer Gaitán el 9 de abril de 1948, hecho que produjo el enardecimiento fanático de la violencia partidista que desde hacía varios años ya campeaba por toda Colombia y que les sirvió como mecanismo para despojar a miles de campesinos de sus tierras. Así también cuando traicionaron a los guerrilleros liberales asesinados en los años 50, engañados por las promesas de amnistía ofrecidas por Rojas Pinilla, o el genocidio de la Unión Patriótica, o el intento de acabar con el secretariado de las FARC-EP en casa verde...

Estos y otros muchos hechos históricos que han quedado en la total impunidad, pero que hábilmente han sido achacados a supuestas “fuerzas oscuras”, demuestran que los sectores dominantes en Colombia además de usar la violencia como mecanismo para mantenerse en el poder, la combinan con la mentira y el engaño para construir una falsa legitimidad que les permita hacer más decentes sus gobiernos: una mentira que solo ellos se creen.

Lo demuestran la abstención endémica del pueblo colombiano ante un régimen politiquero y corrupto al cual hace rato que no le creen, por ello las jornadas electoreras no alcanzan siquiera el 50% de participación. Lo demuestran el odio e irrespeto a la policía y las fuerzas militares por donde quiera que pasen como respuesta a unas instituciones dedicadas a reprimir brutal e irracionalmente al pueblo empobrecido. Lo demuestra el creciente aumento de la indignación y movilización social que no se cansa de colmar las calles y carreteras del país para gritarle al gobierno y al mundo que el pueblo colombiano se cansó de un modelo excluyente y asesino. Y ya hasta lo demuestran los medios masivos de comunicación imperiales como el Washington Post, que sin ninguna vergüenza devela ante el mundo que la comandancia de las fuerzas militares colombianas no está en la Casa de Nariño sino en la Casa Blanca.

Poco a poco se empiezan a derrumbar los cimientos del régimen, pero aún queda mucho por hacer para alcanzar el sueño de una patria libre, soberana y socialista. Las inmensas masas espontáneas que están saliendo a mostrar su indignación exigen organización y dirección consciente para canalizar toda su potencia y energía transformadora; organización y dirección que debe construirse de manera unitaria, democrática y participativa, sin caer en los errores sectarios del pasado ni en los nebulosos e inmovilizantes relativismos del presente. Los militantes del Partido Comunista Colombiano Clandestino –PCCC– ponemos a disposición de esta tarea toda nuestra capacidad y compromiso con el mayor espíritu unitario, para que este 2014 avancemos en la construcción de un frente amplio como herramienta política que aglutine a todas las fuerzas democráticas y revolucionarias del país, y las oriente en la vía de conquistar un nuevo gobierno patriótico como paso transicional en la conquista del poder para el pueblo.

A la par que avanzamos en este proceso de construcción de un frente amplio, es necesario que las fuerzas vivas del pueblo que pugnamos por un cambio de régimen mantengamos activa la dinámica de movilización y construcción de escenarios de nuevo poder, como garantías políticas para cambiar la correlación de fuerzas en favor de nuestros objetivos patrióticos y emancipatorios, pues es claro que las tradicionales formas de participación política enmarcadas en la normatividad burguesa permiten un margen de maniobra muy estrecho para los fines que se buscan; lo que es apenas lógico, ya que las clases dominantes jamás formularán una legislación para que los sectores populares les arrebaten el poder legalmente. En ese sentido, las asambleas populares, las marchas y paros cívicos siguen a la orden del día, vigentes como el sueño de un país justo, sin explotadores ni explotados.

Las condiciones objetivas están dadas, las subjetivas comienzan a darse. El contexto internacional es favorable: Cuba, Venezuela, Bolivia, Ecuador y Nicaragua nos dan ejemplo y demarcan el camino. Por la Nueva Colombia, la Patria Grande y el Socialismo: ¡Vamos Adelante!

5:56 Publicado por la Víctor Saavedra FARC-EP 0

viernes, 7 de marzo de 2014

[Video] Así conmemoran el 8 de Marzo las Guerrilleras de las FARC-EP en el Valle del Cauca

Desde las montañas del Centro y Norte del Valle del Cauca, las guerrilleras de las compañías Víctor Saavedra y Alonso Cortés de las FARC-EP, hablan de su lucha y vida guerrillera en conmemoración del Día Internacional de la Mujer Revolucionaria y Trabajadora.  


Marzo de 2014
Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia
-Ejército del Pueblo- 


Video de las mujeres guerrilleras en el Valle

Video realizado en las montañas del centro y norte del Valle del Cauca por las compañías Víctor Saavedra y Alonso Cortés de las FARC-EP.



Visite todos nuestros artículos sobre el 8 de Marzo



6:35 Publicado por la Víctor Saavedra FARC-EP 0

Poemas de Dayhana en el Día de la Mujer Luchadora



A TI MUJER

Mujer, a ti mujer 
que llevas en la sangre
coraje, astucia y saber

A ti, que no eres solo vanidad
ni apariencia engañadora,
tú crees en la verdad
y te dicen soñadora

Porque luchas sin parar
por una patria para todos
Mujer, imposible de comprar
con migajas de moda o estilos

Porque llevas en tu alma
la firme convicción,
de luchar en cada mañana
por la revolución

Crees en tus ideales
y en un mañana mejor,
de oportunidades reales,
que defiendes con valor

Mujer, a ti mujer,
que ninguna estrella se te compara,
porque tú tienes luz propia
que por siempre brillará

Te admiro y te respeto
A ti, te escribo hoy mis versos
para decirte con mucho acierto
que eres tú, luz del universo

Creadora de ideas,
luchadora de sueños,
forjando un mañana
lleno de esperanza

Tomaste las armas
desde tus entrañas,
yérguete orgullosa
revolucionaria rosa

La naturaleza te grita
mujer, mujer bella y virtuosa
continúa sin perder tu ruta,
yo acojo tu labor honrosa

Tus cabellos resplandecen con el sol
y tus ojos brillan con ilusión,
porque eres de admirable decisión,
entregas tu vida en la construcción
de un sueño, la patria que llevas 
en el corazón.



MUJER 

Mujer tú que eres virtuosa
desde el mismo día
que se concibió tu vida

Tú que tienes la fuerza 
y el coraje en tus entrañas
para luchar por el mañana, 
 escalando paso a paso la montaña

En cada paso tu mirada altiva 
fortalece el laso de lucha y de vida,
laso que fue atadura y opresión,
cuando por ser mujer
sentiste humillación

Hoy es tu orgullo,
tu vida y tu ilusión,
porque ese laso une
tu mente y tu corazón

No mires hacia atrás,
seas fuerte e inteligente,
cada paso que tú das
no lo das vanamente

No eres una joya lujosa
ni el trofeo más codiciado,
eres la más hermosa rosa
que de la tierra ha brotado

No eres pieza de museo
ni moneda de colección,
eres grande y victoriosa
con plena convicción

Mujer de valor incalculable,
de mirada fortalecedora,
de lealtad indudable,
de ideas creadoras

Sigue hacia adelante
con tu fuerza inagotable
y las armas de tu mente,
vayan siempre de frente

No desfallezcas en la lucha,
eres valiente e inteligente,
no dudes y escucha:
ningún paso se da inútilmente


Poemas escritos por Dayhana 


6:15 Publicado por la Víctor Saavedra FARC-EP 0

8 de marzo: Día internacional de la Mujer Luchadora

Por: Camarada César / Marzo de 2014
Bloque Occidental Comandante Alfonso Cano


Para todas las mujeres revolucionarias y luchadoras de Colombia y de américa Latina.

Mujer que bañas de sudor caminos, ríos, valles y montañas, con tus duras jornadas sin dar descanso ni reposo a tu alma, en la lucha para conquistar la patria amble y pujante que todos anhelamos, en un país que está en manos de un poder oligárquico, corrupto, mafioso y excluyente.

Que no te deja respirar ni un momento, para decir que es discriminada, maltratada, despreciada por ser pobre, negra, mestiza, o indígena, solo por eso te impiden que digas la verdad y te niegan todos tus derechos.

Mujer tu lucha es mi lucha, ven y caminemos juntos que uniendo nuestras fuerzas lograremos tu libertad y la de todos los oprimidos.

Felicitaciones para todas las mujeres que combaten por una paz con justicia social.


Visite todos nuestros artículos sobre el 8 de Marzo
 

6:11 Publicado por la Víctor Saavedra FARC-EP 0

jueves, 6 de marzo de 2014

Pruebas del asesinato del Comandante Leonel Martínez

Con pruebas, la Compañía Víctor Saavedra de las FARC-EP denuncia el asesinato del Comandante Leonel Martínez a manos del Ejército cuando se encontraba desarmado y en estado de indefensión

A CINCO AÑOS DEL ASESINATO DE LEONEL MARTÍNEZ

Bloque Occidental Comandante Alfonso Cano
Marzo 6 de 2014


El 8 de marzo de 2014 se cumplen 5 años del vil asesinato del comandante Leonel Martínez por mercenarios de la Brigada móvil número 20 en un paraje de la media montaña tulueña, más concretamente en la vereda Cocorná del municipio de Tuluá, departamento del Valle del Cauca.

El comandante Leonel Martínez fue un guerrillero fiel y comprometido con la lucha revolucionaria, fueron 25 años luchando por la causa de los pobres, de la cual podemos dar fe los integrantes de las FARC-EP, los amigos y simpatizantes del centro y norte del Valle del Cauca.

El comandante Leonel, después de ser capturado el 8 de marzo de 2009 cuando se movilizaba en traje de civil, fue asesinado a sangre fría por los enemigos del pueblo que integraban la Brigada móvil número 20 del ejército. Captura y asesinato que se dio en medio de una clara violación al Derecho Internacional Humanitario, ya que el procedimiento legal que debería haber llevado a cabo el ejército era tomarlo como prisionero y entregarlo a la autoridad competente, y no asesinarlo en estado de indefensión. Eso no es grandeza ni gran parte militar, eso es un acto de cobardía, de infamia, porque se trataba de una persona capturada de civil y sin oponer ningún tipo de resistencia armada.

Aquí se puede observar la fotografía en el estado de indefensión en que fue asesinado el camarada Leonel:

  Fotografía tomada por un mismo soldado
al momento de asesinarlo     

Hoy, a cinco años de su asesinato la Compañía Víctor Saavedra y el comando de milicias bolivarianas que lleva su nombre, rendimos homenaje a la memoria del camarada Leonel, y a todos los combatientes que han entregado su vida por la causa más noble y bella que pueda existir: la causa revolucionaria.

Seguiremos luchando con esmero y dedicación hasta alcanzar una Paz con Justicia Social para todos los colombianos.

 Montañas del Centro y Norte del Valle

Compañía Víctor Saavedra
Bloque Occidental Comandante Alfonso Cano
Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia,
Ejército del Pueblo [FARC-EP]

6:08 Publicado por la Víctor Saavedra FARC-EP 0

jueves, 9 de enero de 2014

Sergio Hernández de la Compañía Víctor Saavedra de las FARC-EP escribe sobre Soberanía Alimentaria

Por: Sergio Hernández / Enero 9 de 2014
Bloque Occidental Comandante Alfonso Cano


LA SOBERANÍA ALIMENTARIA [Descargar]

Camarada Sergio Hernández. Foto: Compañía Víctor Saavedra

¡El deber primordial del campesinado es
producir para el pueblo y para su sustento!

Los campesinos deben empezar a desarrollar la Soberanía Alimentaria desde sus parcelas, implementando una producción agrícola que utilice de manera adecuada el suelo y la mano de obra, teniendo como prioridad la suficiencia alimentaria de la comunidad campesina y la diversidad de cultivos. Una vez solventada en la comunidad la soberanía alimentaria, la transformación y comercialización de productos evita la participación de los intermediarios para que lleguen directamente del productor al consumidor; esto no solo abarata costos a la canasta familiar, sino que también le proporciona al pueblo productos sanos y generando ingresos económicos para las familias campesinas.

Así mismo, es importante implementar las huertas agroecológicas donde se siembre repollo, coles, cilantro, tomate, cebolla, entre otras hortalizas; cultivos promisorios como sagú, yacón, achira, cúrcuma y chachafruto; cultivos de pan coger: maíz, frijol, yuca, habichuela, arveja, lulo, plátano, banano y café orgánico, y cultivos de plantas medicinales, etc.

Es necesario, desde ya, iniciar en toda la región el intercambio de semillas nativas y de saberes ancestrales, mediante la metodología de campesino a campesino, de familia a familia,  y a través de las diferentes asociaciones o escuelas de agroecología campesinas y, sobre todo, haciendo mucho énfasis en la práctica de los convites, para que los objetivos trazados se hagan realidad  por medio del trabajo colectivo.

También es de vital importancia que los campesinos implementen la crianza de la gallina criolla, de patos, bimbos, codornices, la crianza de cerdos criollos, entre otros.

Esto se logra, ante todo, mediante la lucha organizada de las comunidades, con unidad de criterios y con mucha persistencia en sus propósitos, para hacer respetar el territorio y adquirir autonomía sobre qué productos son los que deben producirse en la región, es decir, se debe planear ¿qué se va a producir en cada finca  y  cómo se va a realizar?

Es importante, además, la creación de los bancos de semillas criollas, como resistencia a las que produce la Monsanto, cuyas propiedades son alteradas en los laboratorios químicos y producen daños severos en la salud de los seres humanos, y además las patentan robando las semillas que históricamente ha sembrado la comunidad.

No olviden compañeros que la Resolución 9.70 aprobada por el ICA nos quita el derecho a poseer nuestras semillas para entregárselas a las multinacionales que, luego de patentarlas, nos las venden y prohíben su almacenamiento para futuras cosechas.

Por todo lo anterior no permitamos que nos sigan cambiando la cultura campesina que siempre ha sido la de sembrar para el consumo y los excedentes de sus cosechas para el trueque y, por último, para negocio. Pero los proyectos privatizadores de entidades oficiales y privadas, encaminados a colocar a pensar a los campesinos pobres como empresarios ricos, sin serlos, inculcándoles la idea de sembrar para vender, están envenenando la cultura de nuestras comunidades para que pierdan su autonomía y soberanía alimentaria.

Ejemplo de lo anterior lo vemos representado en organismos como la Fundación Carvajal (entre otras) que solo desarrollan proyectos sobre el cultivo de la mora, y les dicen a los campesinos que con la plata del producido de dicho cultivo pueden comprar los demás productos, o sea, que no necesitan sembrar nada más, acabando, de este modo, con la soberanía alimentaria que requiere de la diversidad de cultivos. Entonces vemos como resultado de esta política lesiva contra el campo, que en corregimientos del centro y norte del Valle del Cauca, como Monteloro y Puerto Frazadas en el municipio de Tuluá, por citar unos pocos, la gente debe comprar desde un manojo de cebolla en adelante, porque los colocaron a trabajar para los almacenes de cadena, ayudando a fortalecer aún más el negocio de los agroempresarios en detrimento de la economía campesina.

En Puerto Frazadas la multinacional Cartón de Colombia tiene una extensísima zona que va desde este corregimiento tulueño hasta el corregimiento de Cumbarco, en el municipio de Sevilla, sembrada en plantaciones de pino y eucalipto, causando el desplazamiento de muchos campesinos y amenazando con hacerlo contra quienes aún quedan resistiendo en la zona, y pagando a sus trabajadores salarios de hambre, todo esto acompañado de una fuerte militarización. En esa zona no existe ni una sola mata de comida…

Y si en la zona rural media alta de Tuluá llueve, como dice el adagio popular, en la zona alta de clima frio como Barragán, Santa Lucia y en La Mesa Rioloro, jurisdicción de Buga, no escampa, porque la mayoría de hacendados ya no han vuelto a producir la papa, el trigo, la zanahoria, etc., debido al alto costo de los insumos y a los bajos precios a que se ven obligados a vender lo que producen, que no compensa con el esfuerzo del trabajo del campesino, debido al TLC adelantado en el gobierno del narcoganadero paramilitar Álvaro Uribe Vélez y firmado durante el gobierno actual del Presidente Santos.

Y como si esto fuera poco, ya los campesinos no siembran cebolla por la compleja situación, la cual radica en que para venderla en los expendios, como la galería Santa Elena de Cali, al igual que en las demás plazas de mercado de los municipios del departamento, deben pagarle un impuesto al llamado cartel de la cebolla, que es liderado por el grupo paramilitar “Los Rastrojos”, que el gobierno ahora llama grupo delincuencial “Bacrim”, un impuesto criminal que de no ser pagado, termina con el asesinato de nuestros campesinos. En estas zonas también está en vía de extinción la ganadería, y las empresas lecheras están en quiebra por las políticas antisociales del régimen de Santos contra el campo colombiano.

Semillas de la SEDAMA. Foto: Compañía Víctor Saavedra

A esto se suman las políticas de las alcaldías, a través de las SEDAMA (Secretaría de Cultura y Medio Ambiente), que presumen de llevar “ayudas” a los campesinos, como las que dice dar la alcaldía de Tuluá, que constan de migajas compuestas por 5 bolsitas de semillas transgénicas de 15 gramos cada una, y en ocasiones “complementan” la citada “ayuda” con una bolsa de fertilizantes, un frasco de fungicidas y, por lo regular, también los engañan con 15 gallinas viejas para cada familia, de esas que llaman ponedoras, que no se ablandan ni con dos ollas pitadoras, toda una política de pseudoayudas utilizadas con fines politiqueros, aprovechándose de las necesidades de nuestro pueblo, estrategias que evaden las soluciones reales y convierten a las comunidades en limosneros con este tipo de proyectos estatales asistencialistas, que además los utilizan como fábrica para hacer votos en cada elección.

Ya para terminar, como es bien sabido, el mundo está enfrentado a dos modelos de producción agropecuaria desde que el neoliberalismo globalizó la forma de producción capitalista en la agricultura. Uno es la agricultura convencional, que necesita de muchas maquinarias y de muchos agro tóxicos,  para obtener mayor ganancia. Este modelo no solo agrede al medio ambiente, sino que también desplaza la mano de obra; por lo tanto es antipopular. Sólo  produce alimentos contaminados, o lo que es más grave aún, no produce alimentos, produce combustibles, produce mercancías, produce dinero, su prioridad no es producir alimentos para las personas en un mundo donde cada 30 segundos muere un niño de hambre.

Y el otro modelo es la propuesta de una agricultura campesina, la cual se ha desarrollado históricamente y actúa en contra del monocultivo, ya que está basada en la diversidad de cultivos y en la no utilización de productos químicos y en armonía con el medio ambiente. Es el modelo de agricultura campesina, por tanto, el único que puede producir alimentos sanos y desarrollar una política de soberanía alimentaria, para que el pueblo produzca sus propios alimentos.

Un pueblo que no logra producir  sus propios alimentos
es un pueblo esclavo.
José Martí

 MONTAÑAS DEL CENTRO Y NORTE DEL VALLE DEL CAUCA
8:28 Publicado por la Víctor Saavedra FARC-EP 0

miércoles, 8 de enero de 2014

Fotografías: La Compañía Víctor Saavedra rinde Homenaje al Comandante Alfonso Cano en el Valle


Bloque Occidental Comandante Alfonso Cano
Enero 8 de 2014

El 4 de noviembre de 2013, la Compañía Víctor Saavedra de las FARC-EP rindió un sentido homenaje al Comandante Alfonso Cano, al cumplirse el segundo aniversario de su asesinato a manos del gobierno colombiano.


Recorriendo las montañas del centro y norte del Valle del Cauca, sus guerrilleros comprobaron que la imagen del camarada Alfonso Cano sigue viva en el pueblo vallecaucano que no olvida su legado y lucha revolucionaria. Las siguientes son algunas de las imágenes que engalanaron ese bello día en homenaje al camarada.




17:55 Publicado por la Víctor Saavedra FARC-EP 0

lunes, 22 de julio de 2013

Santos, el Catatumbo, la ONU, la violencia y la paz

A esa Colombia de las imposiciones y las intolerancias, del garrote, los gases y el plomo, del sicariato material y moral, no es posible pensar en vincularse pacíficamente.


Por: FARC-EP / Julio 22 de 2013

La limpia conciencia del Presidente Santos le permite reñir con las Naciones Unidas en torno a la situación de los derechos humanos en Colombia. Incluso advertir que la existencia de la oficina especializada de esa entidad internacional en el país ya no tiene sentido.

Lo hace enfurecido tras las declaraciones del encargado de la ONU, según las cuales hubo excesos por parte de la fuerza pública en la represión a los campesinos del Catatumbo. Desde antes de Turbay Ayala, todos los gobiernos colombianos han reaccionado de igual modo ante las críticas de la comunidad internacional. Santos sigue la tradición, rindiendo así culto a su inmediato antecesor en la Presidencia, pese a sus esfuerzos por distinguirse de él.

Santos se siente, al menos moralmente, un integrante más de la OTAN, la arrogante alianza militar de los Estados Unidos y la Unión Europea, la mayor depredadora de los derechos humanos en la historia de la humanidad. La cual, en virtud de su condición de poder dominante, ha logrado borrar de la historia o al menos cubrir con el más vergonzante olvido sus horrendos crímenes. Al considerarse miembro de la OTAN, Santos juzga absurda cualquier imputación a su gobierno.

Y todavía más, siguiendo la costumbre del poder capitalista mundial, Santos apela al recurso de convertir en victimarios a las víctimas, insistiendo, como ya lo han hecho repetidamente su ministro de defensa y altos mandos militares y policiales, en que son los campesinos los agresores y violadores de la dignidad humana de los pobrecitos soldados y gendarmes. A última hora, convirtieron en víctimas a los pacíficos habitantes de las urbes sitiadas por los nuevos bárbaros. Miles de seres angustiados y hambrientos por culpa de los inhumanos bloqueos campesinos.

Cuarenta y dos generosos integrantes del ESMAD han resultado heridos, según el gobierno, por las armas de fuego, los explosivos, los tatucos y demás armas letales empleadas por los endemoniados campesinos, no solamente infiltrados por las FARC y el ELN, sino además integrantes ellos mismos de esas peligrosas organizaciones armadas.

Que el fuego a discreción ordenado por los mandos militares contra la movilización campesina haya causado cuatro muertos y más de una decena de heridos, sin contar los intoxicados por gases, ni los lesionados a garrote y pata que llegan al centenar de labriegos, carece por completo de sentido. Se trata de gentuza ignorante y manipulada, opuesta además a los planes de la gran minería y los agrocombustibles,  incapaz de entender que este país y ellos mismos sólo podrán salir adelante si las improductivas y conflictivas zonas que habitan, pasan a manos de los prósperos y bien intencionados empresarios.

En las últimas décadas los campesinos del Catatumbo han sufrido las más violentas embestidas por parte del Ejército Nacional y el paramilitarismo, que han turnado su bien coordinado accionar. Fueron grandes los desastres ocasionados en las comunidades rurales por la Brigada Móvil número 2 en los años noventa, y ni qué decir de las andanzas criminales de las huestes de Mancuso y compañía en los primeros años de este siglo. Ahora hace allí de las suyas la nueva fuerza de tarea creada por Santos. Una impresionante maquinaria bélica que persigue, ella sí, conquistar por fin la zona para hacer posible el saqueo de sus recursos naturales.

La zona de reserva campesina que reclaman marchantes de Tibú en conformidad con la Constitución y la ley, para cuya aprobación han cumplido religiosamente con todos los trámites, incluso financiados por el propio ministerio de agricultura, no resultó del agrado de los inversionistas transnacionales y locales. Es lo único que explica la negativa oficial de última hora. Pero lo ocultan tras los más ridículos argumentos. El ministerio de defensa apela incluso  a razones de seguridad nacional, argumento nefasto que siempre ha servido a las oligarquías gobernantes para disimular las más grandes perversidades.

Y que a la vez explica la actitud oficial contra la marcha de los campesinos del Catatumbo. Hay que satanizarla, convertir en terroristas a sus integrantes, criminalizar sus dirigentes. Y golpearla cuánto sea necesario para destruirla. Así han obrado siempre en Colombia las clases dominantes. Darío Arizmendi y Diana Calderón,  a la cabeza de los medios, azuzan a Santos a perder el miedo. En todas partes del mundo es absolutamente normal que los cuerpos especializados en represión arremetan contra las movilizaciones. ¿Es que su gobierno se va a quedar atrás?, argumentan.

Se ambienta en todas las formas el empleo de la violencia estatal. La calumnia, las imputaciones y sindicaciones, las campañas de prensa, las amenazas de los altos funcionarios, la movilización judicial, militar, policial y paramilitar, la expansión del miedo. Ese es el país democrático de que tanto se ufana la oligarquía colombiana ante el mundo. El mismo en el que según sus afirmaciones, la insurgencia armada carece de razones para luchar.

Así será imposible firmar un acuerdo definitivo en La Habana. Eso es claro. A esa Colombia de las imposiciones y las intolerancias, del garrote, los gases y el plomo, del sicariato material y moral, no es posible pensar en vincularse pacíficamente.

Justo hora comienza un paro de la pequeña y mediana minería. Con sus particularidades, pero por las mismas razones. El propio régimen se ha encargado históricamente de señalar al pueblo colombiano las formas de lucha que debe emplear para oponérsele. Ojalá que pudiera ser de otra manera. Pero para lograrlo son muchas las cosas que deben cambiar en Colombia.

Montañas de Colombia, 17 de julio de 2013.
15:00 Publicado por la Víctor Saavedra FARC-EP 0